Ennio Vivaldi le tira la cadena al proyecto de educación superior

Según el rector de la U. de Chile, la iniciativa del gobierno “no tiene nada que ver con el programa que fue respaldado por la ciudadanía”.

El rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi, se refirió al proyecto de educación superior propuesto por el gobierno. Este último se puso como plazo máximo este jueves para ingresarlo a la Comisión de Educación de la Cámara de Diputados, lo que le daría el vamos oficial a su tramitación.

El también presidente del Consorcio de Universidades del Estado de Chile (Cuech) expresó la “tremenda preocupación” que existe debido a que “nunca nosotros esperamos que lo que saliera de todo este proceso fuera algo tan deslavado, que no tiene ninguna concordancia con lo prometido en términos de volver a colocar la responsabilidad del Estado en la educación superior”.

El académico sostuvo que el énfasis que se está pidiendo no apunta a “un trato preferente a raíz de la ley”. Al mismo tiempo recalcó que solo se busca “que el Estado vuelva a asumir un rol en la educación superior”.

Según el superior del principal y más importante plantel estatal del país, “si uno lee este proyecto no hay ninguna preocupación por recuperar la responsabilidad del Estado”, el que –a su juicio– “sigue siendo un espectador neutro”.

“En Chile lo que hay es un sistema universitario de mercado financiado por el Estado, eso yo creo que no existe en ninguna parte del mundo”, agregó, y explicó que “aquí tú tienes privados que reciben el dinero del Estado por cumplir una función y eso no está tocado en absoluto. El sistema de un mercado financiado con fondos públicos se mantiene incólume y a nosotros nos parece de la mayor gravedad”.

“Un proyecto paupérrimo”

“Por último dijera que hay una atención preferente del Estado para las universidades públicas, nada de eso, la definición de universidad e institución superior es muy pobre, el cómo hacer un sistema real de acreditación que garantice que los estudiantes no sean un mero vehículo para llevar dinero al sector privado. Esto es terrible. No tiene nada que ver ni con el programa que fue respaldado por la ciudadanía ni con lo que hemos estado pidiendo los rectores”, prosiguió el presidente del organismo que reúne a las universidades estatales, quien no se guardó nada: “es un proyecto paupérrimo desde el punto de vista de procurar dar garantías, que es lo que los jóvenes están pidiendo, de que van a tener una educación de calidad, tampoco ayuda a que Chile vuelva a tener un sistema público de universidades, que eran los dos grandes temas que se quería que esta reforma resolviera, pero hay nada”.

“Y si hay nada se refiere a que no hay voluntad de que hayan cambios y esa voluntad que falta es porque quizás hay gente interesada en dejar las cosas como están y es gente mucho más poderosa que nosotros a la hora de que se tomen las decisiones en el gobierno”, concluyó.

También, en elrepublico.com