Hoy por la mañana, en el Palacio de La Moneda, la presidenta Michelle Bachelet firmó el proyecto de ley que divide al Servicio Nacional de Menores. Así, este último por una parte pasaría ser el Servicio Nacional de Protección Especializada en Niños y Niñas, entidad que –bajo el paraguas del Ministerio de Desarrollo Social– cuidará de los menores en riesgo social.

Por otro lado, el texto legal crea el Servicio Nacional de Reinserción Social Juvenil, que dependerá del Ministerio de Justicia, cartera que tiene la sujeción del Sename.

La jefa de Estado también puso su rúbrica en otra iniciativa, la del Servicio Nacional Forestal, una nueva institucionalidad que reemplaza a la Corporación Nacional Forestal.

“Estamos enviando al Congreso proyectos que son prioritarios para nuestro país, cuyo envío hemos comprometido en estas fechas y que nos permitirán contar con instituciones de alto nivel técnico y profesional, con capacidad para actuar en ámbitos donde el rol del Estado es, por un lado, necesario y, por otro lado, irreemplazable”, dijo Bachelet sobre ambos proyectos, los que “han requerido un amplio trabajo de participación y de diálogo, gracias al cual ha sido posible aprovechar, por un lado, la experiencia, el conocimiento y también las observaciones críticas de los distintos actores involucrados”.

“Estamos cumpliendo con lo que nos comprometimos con el país, con un proyecto de futuro, y también respondemos ante las situaciones y la coyuntura que nos plantea el camino, con soluciones concretas y sólidas, como estos proyectos que hoy día estamos presentando”, agregó.

“Hoy Chile elige no apartar la vista y hacerse cargo de los retos impostergables que la dignidad de nuestra gente y el bienestar de las familias requieren, en todas las circunstancias posibles”, concluyó.