País

Archivo | Flickr/efrei

El político más probo de Chile explica su apoyo a Ricardo Lagos

Rossi asegura que candidato de los grandes empresarios es “la mejor carta” para “nueva etapa” de la Nueva Mayoría.

Los abrazos de oso no paran. Si ayer –hoy, mañana y siempre– el apoyo al PPD Ricardo Lagos Escobar y su anunciada candidatura presidencial ha venido desde la derecha que importa, la económica (CasaPiedra, etc), ahora a lo anterior se suma un ex militante socialista, el senador Fulvio Rossi, quien –por ahora– está involucrado en la trama corrupta de SQM y Corpesca, en cuyas respectivas audiencias de formalización de cargos el “honorable” ha sido mencionado en más de una oportunidad.

A través de una columna difundida por El Mostrador bajo el titulo “Por qué Lagos“, el legislador hace un repaso por el –a su juicio– negro escenario que enfrenta la “centroizquierda” y recalca que por lo mismo “resulta fundamental acordar un proyecto país de mediano y largo plazo, que nos una y proyecte como coalición política”, en la que debe haber “definiciones claras y precisas en diversos aspectos, como por ejemplo en salud, seguridad ciudadana, crecimiento económico, nueva Constitución, educación, etc. En este desafío no me cabe duda que la mejor carta para conducir esta nueva etapa de la Nueva Mayoría es Ricardo Lagos”, el ex presidente (2000-2006).

Al mismo tiempo sostiene que de la candidatura de Lagos destaca que “no es oportunista, sino de un profundo compromiso con la centroizquierda, que ayudó a construir, y con Chile”. Y que a pesar de los malísimos números en las encuestas, que estarían adelantando una eventual derrota electoral estilo 2009, “decide dejar su zona de confort para ponerse a disposición del país y de la centroizquierda”.

“Esa valentía y convicción es escasa en política, donde lo que abunda es el oportunismo y el cálculo político”, agrega.

Rossi también remarca que en la crítica a la administración del ex jefe de Estado se olvida el “contexto histórico”, y que en ella “se redujo la pobreza, el país creció económicamente de forma sostenida, se modernizó Chile a través de la construcción de nuevas carreteras, se instaló una política de protección social con el Chile Solidario a la cabeza, se realizó una revolucionaria reforma de salud, como lo es el Plan Auge, hoy imitado en diversos continentes, y se avanzó en la dirección de un Estado de Bienestar”.

Y sobre el Crédito con Aval del Estado apunta a que “gracias a él muchos jóvenes pudieron acceder a la educación superior cuando no existían los recursos suficientes para hablar de gratuidad”.

Según el senador involucrado en los escándalos de corrupción más grandes del último tiempo, Ricardo Lagos “es un hombre con convicciones, que ofrece una mirada de país moderna, con un proyecto de futuro”. Y que cuenta con “la inteligencia para advertir los actuales desafíos del país y los posibles caminos para abordarlos, el liderazgo para lograr la unidad que exige gobernar más allá del período propio y la experiencia para llevar adelante dicho desafío sin improvisaciones”