Con el 93,21% de las mesas escrutadas; es decir, 151 de 162, la candidata presidencial del Frente Amplio, Beatriz Sánchez, queda –también– en el tercer lugar de la primera vuelta presidencial, pero desde el punto de vista del voto en el extranjero, histórico pues nunca antes se había realizado un proceso de este tipo.

“La Bea”, como es conocida, se anotó un interesante 24,24%, que equivale a 5.155 votos. Y por poco fue superada por el oficialista Alejandro Guillier, quien –con 6.009 sufragios– llegó al 28,26%.

Por su parte, la carta de la derecha, el especulador bursátil Sebastián Piñera, logró así el primer lugar: 6.707 votos, el 31,54%.

En los casos de Carolina Goic, José Antonio Kast, Alejandro Navarro, Eduardo Artés y Marco Enríquez-Ominami se alcanzó menos del 6%, respectivamente.