Dinero

Archivo | Flickr/presidenciaperu

Una factura falsa, vínculo directo de campaña de Piñera con SQM

Imputada remarca ante fiscales que documento se emitió por orden de miembro de comando del entonces presidente en ejercicio.

Dos años lleva la Fiscalía investigando el caso SQM, en el que no se había encontrado un vínculo directo entre el corrupto financiamiento político proporcionado por esa minera –controlada, indirectamente, por Julio Ponce Lerou, el otrora yerno del dictador Augusto Pinochet– y la campaña presidencial 2009 del ex mandatario Sebastián Piñera. Pero eso cambió y así lo informa hoy El Mercurio, diario que consigna que el nexo existe y es una factura ideológicamente falsa del martes 11 de mayo de 2010, fecha en la que Piñera ya ejercía como jefe de Estado.

El Ministerio Público atribuye el documento tributario –que es por $4.933.530, está incluido en rectificación de SQM y en una querella, ingresada en julio, del SII– a Pandemia Producciones Limitada, firma que prestó servicios tanto para dicha campaña como para el traspaso de mando de Piñera. Por lo anterior la periodista María Inés Alliende Barbera, socia de la empresa, declaró en calidad de imputada el pasado lunes 7 de agosto ante las fiscales Carmen Gloria Segura y Paola Castiglione.

En su testimonio, Alliende se refirió a la factura pagada por SQM y a otras tres, que son por “algunas actividades” del 11 de marzo de 2010, por lo que fueron cubiertas por Presidencia: “Las facturas dan cuenta de servicios que prestamos a Piñera, como ya señalé para su campaña y para el cambio de mando, aunque se hayan emitido a una persona distinta de aquella a la que le prestamos los servicios, en el caso de la factura emitida a SQM”, dijo, según el citado matutino.

“Matías Palau quien trabajaba para la campaña primero, y luego para el cambio de mando de Piñera, veía el tema de las platas y la parte administrativa de Piñera y entiendo que también fue el punto de contacto con la Presidencia para el pago de las facturas que se emitieron por el cambio de mando a la Presidencia”, agregó. La imputada además señaló que Palau y un socio de ella en Pandemia, Néstor Pérez, “acordaron que las facturas por los servicios prestados a la campaña y al cambio de mando de Piñera, se pagara con una factura que emitimos a SQM S.A y el resto con 3 facturas que emitimos a la Presidencia por el cambio de mando”.

La orden

Alliende asimismo aseguró a las persecutoras: “Sé que Matías Palau le dio instrucciones a Néstor de cómo emitir la factura a SQM, porque yo estaba presente cuando lo dijo, así que es un hecho que me consta. Matías Palau con Néstor tenían reuniones para ver como iban a facturas estos servicios. Palau iba siempre a la oficina, dos o tres veces por semana en el periodo en que se prestaron los servicios durante la segunda vuelta y el cambio de mando”.

Sobre los servicios pagados por Presidencia, la periodista dijo que efectivamente se concretaron. Sin embargo, “yo, al menos, no firmé nada al respeto”, advirtió, en alusión a algún acuerdo. A esto se suma que “no recuerdo haber firmado tampoco ningún contrato con SQM ni haber prestado ningún servicio a SQM, de eso estoy segura. No conozco las oficinas ni a nadie que trabaje en SQM”, añadió.

Y consultada sobre el rol de su pareja, Reinaldo Sepúlveda, en la campaña 2009 de Piñera, Alliende explicó que él es un reconocido director de televisión que tiene un hijo que fue compañero de curso de uno de los hijos del ex presidente, “por eso se conocían como apoderados”.

Cabe recordar que tras la llegada de Piñera a La Moneda, Sepúlveda –ahora, proveedor externo de la campaña presidencial del abanderado de Chile Vamos– asumió como director de producción de Presidencia, cargo en el que estuvo durante todo el Gobierno anterior (2010-2014), aunque “mi marido nunca ha sido amigo de Piñera, pero le tocaba viajar con él en el avión”, acotó Alliende, quien le dio luz verde a la Fiscalía para levantar el secreto bancario de Pandemia entre enero y diciembre de 2010, medida que tiene como fin “esclarecer la trazabilidad de los pagos efectuados por SQM como por la Presidencia”.