Dinero

YouTube/cnnchile

El jaque mate de Mónica Rincón al fiscal Gómez

Titular part-time del caso SQM no hace frente a incoherencia sobre la fecha en que conoció los correos entre Longueira y Contesse.

Ayer por la noche, Mónica Rincón entrevistó al fiscal del caso SQM, Pablo Gómez, en el programa Resumen Ejecutivo de CNN Chile. Aquí, el titular part–time de la causa en torno a la trama corrupta que involucra casi toda la casta política fue consultado sobre diversas aristas de ésta, incluida la de los correos electrónicos intercambiados entre el imputado Patricio Contesse, el hoy ex gerente general de la minera no metálica; y su par, el ex senador, ministro y militante UDI Pablo Longueira.

Requerido por la periodista sobre si dichas misivas son una prueba clave para sustentar la acusación de cohecho que enfrenta el dirigente de la ultraderecha, en calidad de autor y en carácter de reiterado, Gómez señaló que efectivamente son “una pieza fundamenta”. Esta pregunta sirvió, minutos mas tarde, como trampolín para abordar la polémica entre él y el fiscal Arias sobre la fecha en que se conocieron los escritos.

Nada calza

Luego de la pugna, en la que incluso intervino el fiscal nacional Jorge Abbott, Gómez señaló recibió la correspondencia entre Longueira y Contesse el 8 de enero del año en curso, día en que –en teoría– recién los conoció. Al respecto, Mónica Rincón le recordó al fiscal que en su momento él sostuvo que si Arias le hubiera mostrado los mensajes para cuando se interrogó a Longueira; es decir, el 4 de enero, este último habría podido enfrentar una interpelación acerca de la imputación por cohecho.

“Lo que no entiendo es porqué entonces usted en CNN, en febrero, dijo que en la declaración de Pablo Longueira le iba a preguntar por el cohecho y no pudo porque guardó silencio”, agregó la profesional, quien al mismo tiempo rebatió ese argumento: “¿cómo podría usted preguntarle sobre un eventual cohecho, y sobre los correos específicamente si no los conocía?”. Ante esta evidente inconsistencia, Gómez trató de desviar el misil explicando que “cuando una persona, en calidad de imputado, va a prestar declaración, tiene el derecho de conocer el contenido de esa imputación”.

“No recuerdo ahora específicamente las fechas, pero cuando el señor Longueira va a declarar, es un requisito –y así lo establece la propia ley– que le fiscal le indique, en forma pormenorizada, los hechos de la imputación. Cuando el señor Longueira va a prestar declaración, no recuerdo a estas alturas bien las fechas; en esa oportunidad no tenía yo el antecedente para efectos de hacerle esa imputación, que sí los tuvimos en la segunda oportunidad, en donde la imputación eran cinco carillas”, detalló.

“A él se le leyeron cinco carillas de toda la imputación que teníamos a ese momento. Y él declara en una parte, y guarda silencio en otra”, recalcó.

“La pregunta es otra, fiscal”. Con estas palabras Mónica Rincón interrumpió la aclaración del persecutor, e insistió: “¿por qué usted, en CNN, dijo hace un par de meses que le iba a preguntar, en esa primera ocasión, en enero, por los correos si es que usted dice ahora que no los conocía?”.

“Tengo la frase textual, la encontré el fin de semana buscando todas sus entrevistas. Y no me cuadra porque si usted no los conocía, según dice ahora, para cuando Longueira declaró, ¿cómo le iba a preguntar por estos correos?”, reiteró la periodista. Asimismo, ella aludió a la conversación telefónica que Gómez sostuvo, en el mismo canal de noticias, con Daniel Matamala, quien en febrero le preguntó: “¿se citó a declarar o se ha citado a declarar a Pablo Longueira por estos correos?”, interrogante a la cual el fiscal contestó: “nosotros cursamos una citación a Pablo Longueira, compareció a la Fiscalía e hizo uso de su derecho a guardar silencio. Lo hizo acompañado de su abogado y nosotros en esa oportunidad pretendíamos preguntarle, consultarle por este tema”.

“¿Cuándo se produjo su presencia?”, prosiguió el periodista, al que el abogado de profesión precisó: “a fines de diciembre o principios de enero”.

Tras las citas textuales, Mónica Rincón persistió: “si usted no conocía los correos a principios de enero, el 4 de enero, ¿cómo le iba a preguntar por los correos?”. Acá el persecutor volvió a decir que recibió los e-mails el 8 de enero y –evidentemente nervioso (realizó varios gestos con la cara)– repitió que no recuerda “el momento” en que dijo lo señalado, aunque no negó que haya informado lo conocido.

Finalmente, Gómez aseguró que el tema de los correos “es irrelevante”, pese a que se sospecha que el Ministerio Público ha actuado por la fuerza de las filtraciones. También apuntó a que Abbott puso fin a la discusión por la prensa y aseguró que “lo importante” es que “hay 8 tomos de la investigación”, la que –afirmó– se está haciendo.